Radioencuentro Madrid 2015

Boletín 6

Viaje a Valencia

Tras el contacto inicial la noche anterior en donde tendremos ocasión de compartir todos una cena de bienvenida, cuyos datos del restaurante y el menú que nos ofrecerán los facilitaremos próximamente, nos marchamos a descansar porque a la mañana siguiente hay que levantarse pronto para ir a la estación de Atocha para coger el AVE que nos deje en Valencia.

En esta ciudad visitaremos la Almoina. Se trata del Museo arqueológico, con los restos de la ciudad árabe, romana y visigoda descubiertos en el subsuelo. Hay maquetas a lo largo del recorrido (que no tiene obstáculos), que se pueden tocar perfectamente y que tienen carteles en Braille. Merece la pena por estas dos razones: porque es interesante en sí mismo y porque hay muchas cosas que están al alcance de los ciegos. Dependiendo de la hora de llegada, veremos si optamos por esta visita para comenzar o por otra que describiré a continuación que es de mayor duración.

Visita guiada al Centro Histórico de Valencia con degustación de horchata y fartons en el Mercado Central (uno de los lugares a visitar. ), y la entrada a la Lonja. Dura aproximadamente dos horas y media. El recorrido es a pie y el guía nos irá contando todo lo que considere de interés. Durante la visita tendremos ocasión de apreciar una magnífica maqueta de la ciudad.

Entre estas dos actividades, dejaremos un tiempo para almorzar o comer en la cafetería de la ONCE. Si todo sale según lo previsto, disfrutaremos de la compañía de la familia de Paco Almazán.

Dependiendo del horario del AVE de vuelta a Madrid, tendremos un rato para compras. No podemos demorarnos mucho porque al día siguiente salimos para Toledo.

En cualquier caso y para los que tienen mucha marcha y no quieran ir a dormir prontamente, la calle Fuencarral y aledaños están llenas de todo tipo de restaurantes, cafeterías, puv, discotecas, etc. cerrando a altas horas de la noche.

Para quienes deseen conocer el Madrid nocturno, contaremos con la inestimable colaboración de Manuel Enríquez y su esposa Teresa que gentilmente se han ofrecido a llevar a cabo esta tarea.

Aunque los desayunos se ofrecerán en las habitaciones, si algún día desean apreciar las delicias del chocolate con churros o con porras, justo al lado del hotel, hay un establecimiento en donde pueden perderse y comprobarlo. Eso sí, mirando siempre el tiempo con el que cuentan ya que como hemos dicho al principio de las informaciones que vamos dando sobre este Radioencuentro, la puntualidad ha de ser algo imprescindible durante toda la semana ya que vamos siempre en función de horarios fijos que no esperan.

Regresar